Cronograma

CASTELL DE SANTA FLORENTINA

 

Cronograma histórico del Castillo de Santa Florentina

IX-X
Desde la época romana hasta el s. XII
XI – XII
XIII
1251 – 1334
1335 -1346
1347 – 1400
1401 – 1412
1430
XVI
XVII
XVIII
XIX
Finales del XIX
1899
1908
1900-1909
1928
1949
1988

IX-X

Entre los siglos IX-X, la Domus seria partícipe y/o espectadora de los hechos sucedidos en la recuperación de los territorios de la Catalunya Vieja (desde los Pirineos hasta el rio Llobregat). Las masías, domus aisladas entre las tierras de la Maresma dedicadas a la huerta, bosques, viñedos cubrían las necesidades de la población diseminada en las vertientes del Vallis Cannetum. Esta escenografía podría tener como referente el cuadro al fondo del Salón del “Trono” representando al conde Guifré el “Velloso” herido en una de las batallas.

Desde la época romana hasta el s. XII

Siguiendo los testimonios desde la época romana en diferentes puntos de la costa del Maresme y sobre todo de los puntos geográficos cercanos a la Domus, no sería extraño que su actual ubicación estuviera realizada sobre restos de época romana. En algunos estudios realizados sobre el tema podríamos situar una antigüedad del siglo III  a.C. Otros, establecen restos arqueológicos en las poblaciones vecinas de Canet de Mar, Arenys, Sant Pol y en los grandes centros como Mataró que son verdaderas fuentes de información para creer en dicha hipótesis. Restos de villas, domus (siglos II- III d.C.), incluso en Canet dentro del recorrido de la vía Augusta.

XI – XII

Primeros datos escritos conservados protagonizados por Guadamir de Canet (1024), Gilabert de Canet (1041) y Arnaldo de Canet (1168). Tenemos ya una primera nisaga de Canets. También en esta época, la Domus se erige como un primer núcleo de población o masías que se construyen en las vertientes del valle y bajo la advocación religiosa de Sant Pere de Romaguera (hoy con estudios que confirman su localización cercana a la Domus).

XIII

Período que consolida la importancia de la Domus. Se había formado un pequeño núcleo de población alrededor de la Domus. Continúa la presencia de la familia Canet con el noble Ferrer de Canet, caballero y señor de la casa de Canet.

1251 – 1334

En 1251 Ferrer de Canet hace testamento a favor de su hija Bartomea casada con Bernat de Villalba, padres del gran Ferrer de Canet protagonista de la expansión y presencia de la Domus.

1335 -1346

Gran Ferrer de Canet fue Consejero del rey Alfonso el Benigno y embajador ante el Papa en 1335. A la muerte del rey Alfonso continúa sirviendo a la Corona bajo Pere IV el Ceremonioso, como consejero, mayordomo y representante del rey ante el Papa. Es una etapa gloriosa para la Domus no solo por la prosperidad de sus tierras sino también por la evolución de la arquitectura de la casa que incorpora importantes mejoras como la construcción de las torres.

1347 – 1400

Arnau de Canet le sucede (1347) y casa con la Marquesa de Besora incorporando las posesiones de los señoríos de Besora y Montesquiu. En una de las torres pide la autorización eclesiástica para consagrar una capilla dedicada a Santa María y las Once mil Vírgenes.

1401 – 1412

Su hijo Gilabert de Canet cuando hace testamento en el año 1412, sin hijos varones, pasa la herencia a su hija Antonia de Canet quien casa con Guillem de Peguera ampliando sus tierras e iniciando el linaje de Peguera.

1430

Durante le revolución campesina de los “remences” en el año 1430 la Domus es incendiada. Su recuperación es obligada.

XVI

Nuevo protagonismo de la casa cuando Joan de Peguera cede los derechos de la Domus a la família Spano. Un nuevo linaje que nos lleva al origen de los Montaner a finales del siglo por el matrimonio de Anna Spano con Felip Dimas de Montaner, abogado, consejero y ciudadano honrado de Barcelona. En aquellos momentos la casa de Canet era considerada una posesión con muchos pretendientes para su administración que Felip Dimas de Montaner conseguirá con su matrimonio.

XVII

Las familias Montaner Orlau y Montaner Bosch van representando la importancia de la casa de Canet “Domus” incorporando nuevas actividades como la navegación y el comercio de ultramar.

XVIII

Desde Antoni de Montaner Bosch casado con Josefa Esteva se inicia ya la línea directa del empresario y artífice del actual lugar del Castillo de Santa Florentina. Será uno de sus hijos Ramon Montaner i Esteva casado con Teresa Vila i Misser, los padres de Ramon Montaner i Vila.

XIX

Ramon Montaner i Vila, empresario del mundo editorial. Funda la editorial Montaner y Simon junto con Francesc Simón. El edificio (hoy es la sede de la Fundación del pintor Antoni Tàpies) está situado en pleno ensanche barcelonés, calle Aragón 255 entre Rambla de Catalunya y Paseo de Gracia. El proyecto es de su sobrino Lluís Domènech i Montaner, quien más tarde también terminaría el proyecto de su casa-torre en Barcelona, el Palau Montaner (1889-1892), en la calle Mallorca esquina Pau Claris.

Finales del XIX

Ramon Montaner encarga a su sobrino Lluís Domènech i Montaner la rehabilitación de la Domus en Canet de Mar, propiedad de sus antepasados.

1899

Sabemos por noticias de la prensa de la época que en 1899 Ramon Montaner había comprado los elementos arquitectónicos – claustro y decoraciones de ventanas- del antiguo Priorato del Tallat para reubicarlos en su casa de Canet.

1908

Después de la restauración de la Domus, Lluís Domènech i Montaner realiza el proyecto de la “Casa Nueva”, el futuro Castillo de Santa Florentina.

El 4 de noviembre de 1908 hizo estancia en el nuevo castillo el rey Alfonso XIII quien otorgó a Ramon de Montaner el título de conde del Valle de Canet. Por su dedicación empresarial el castillo se convertía en un verdadero “cenáculo” de opiniones a través de la concurrencia de poetas, literatos, artistas, políticos, amigos que debatían, entre muros, de distintos temas. Profesionales y particulares. La presencia de su yerno Ricard de Capmany i Roura casado con su hija Júlia de Montaner i Malattó, como hombre erudito y vinculado con el mundo artístico barcelonés, sería un valor añadido importante en la vida social y artística de Ramon de Montaner. Su participación en el nuevo proyecto arquitectónico fue también definitiva para el resultado final.

1900-1909

Después de la restauración de la Domus, Lluís Domènech i Montaner realiza el proyecto de la “Casa Nueva”, el futuro Castillo de Santa Florentina.

1928

El siguiente eslabón fue Ramon de Capmany i Montaner. Nace en 1899, hijo de Ricard y Júlia. Hombre erudito, artista pintor e ilustrador, se casa en la capilla de Santa Florentina el 30 de abril de 1928 con María Teresa Suqué de Espona. Sus herederas serán Florentina y María Teresa de Capmany i Suqué. Unos años más tarde Ramon de Capmany contrae segundas núpcias con Victoria Udaeta de cuyo matrimonio nacerá Ramon de Capmany Udaeta.

1949

El Castillo de Santa Florentina es declarado Monumento Arquitectónico Nacional.

1988

El Castillo de Santa Florentina es declarado Bien Cultural de Interés Nacional por la Generalitat de Catalunya.