Alquiler del Castillo

Gran Salón también conocido como Salón del Trono durante la estancia del Rey fue el escenario para que el monarca recibiera a las autoridades y personalidades que acudían a los actos celebrados en su honor.

1

El Salón en aquellos momentos según fotografías de la época presentaba una decoración con cortinajes, paredes ornadas con escudos, lanzas y otras armas propias del ambiente medieval. En el centro una lámpara con el estandarte de la Familia Montaner, conservado  en su lugar original.

Una gran chimenea centrada en el gran salón nos relata a través de su decoración esculturada la fecha histórica de constitución del primer ayuntamiento de Canet de Mar (1599). En un primer registro, el relieve escultórico presenta a los protagonistas del evento: los representantes de Canet y los del Consejo de Ciento Barcelonés. En el registro superior corona la chimenea el escudo de la casa Montaner.

2

Dos piezas originales, ornan las paredes del salón: el cuadro en el extremo del salón, pintado por Pablo Bejar en 1895 donde nos representa la leyenda surgida en torno al origen del escudo de las cuatro barras de Catalunya, cuando el rey francés, como aliado del conde catalán, Guifredo el Velloso, estampa con su mano ensangrentada con sangre de la herida del conde, cuatro dedos en el escudo. El otro, posible primera prueba para una posterior obra, representa un San Jorge matando el dragón, escena de gran simbolismo muy modernista.

3 4

Además de los detalles, con referencia la historia de la Domus, el arquitecto completa la suntuosidad del salón con técnicas y materias propias del momento creativo y colorista que eclosionaba en el Modernismo: un extenso programa de vitrales con modelos naturalistas y florales, el hierro forjado de las lámparas, el pavimento de grandes piezas de mármol vetado y una cenefa de enmarcado simulando una alfombra, realizada con las pequeñas teselas del mismo mármol, el tallado de la piedra, no solo en la chimenea, sino también en los exquisitos capiteles que discursan grandes temas medievales, como la caza con halcón (cetrería), los trabajos de picapedreros, constructores, tejedores, vendimiadores, es decir, trabajos del campo, realizados por los escultores del taller de Massana.

Un bellísimo artesonado de casetones pintados a mano por artistas de Canet, infunde una nota colorista a la bóveda que se integra en el concepto de unidad, transparencia y luz que emana del conjunto del salón.

5

La sala comedor con grandes elementos y objetos artísticos decorándola fue escenario de tertulias y encuentros no sólo de la familia sino también de la extensa relación entre los señores Montaner y Capmany  con grandes nombres de la cultura, del arte y de la sociedad catalana, nacional e internacional (literatos, artistas, políticos) que en algún momento recalaban en el castillo y asistían a los encuentros que convocaban sus propietarios.

6

El techo de artesonado de grandes casetones trabajados en perfiles a diferentes niveles presenta una gran lámpara de cristal de murano. Antes las lámparas en número de cuatro según fotografías históricas eran de metal dorado. La presencia de los vitrales vuelve a impregnar la nota de color y transparencia a la estancia comunicándola con el entorno exterior de bosques y jardines mediante la terraza exterior.

8 7

CAPACIDAD

Banquete (comidas, cenas)120 pax
Coctel150 – 200 pax
Area de la sala258 m2
Rodajes

 

 

La distribución de todos los espacios que cierran el Patio es un genial e inteligente ejercicio arquitectónico, mediante la situación de sus aberturas –ventanas de distintas formas y con variados y artísticos dinteles, espacios abiertos como la gran galería-claustro y las galerías en el registro de la segunda línea de aberturas.

La disposición del patio y sus estancias se aproximan a las formas propias de las casas de la Barcelona gótica las que el arquitecto sabe muy bien situar en el castillo con toques personales, como la presencia de la escalera lateral que nos conduce a la gran planta noble del castillo.

En el patio se inscriben otros elementos como la estela inscrita en uno de sus muros, recordando la estancia del Rey Alfonso XIII y su primer Ministro don Antonio Maura en el mes de noviembre de 1908. Se celebran grandes festejos en honor al monarca. Encabezado de escrito con la advocación al monarca: Alfonso XIII, rey de los españoles y conde de Barcelona. A continuación la relación de las autoridades y personalidades asistentes al festejo.

También en el patio podemos contemplar la gran galería de arcos, columnas y capiteles, gran joya arquitectónica procedente de un monasterio El Priorat del Tallat a resultas del abandono que sufrió con motivo de la Ley de Desamortización que se promulgo en España en 1835 y que incauto todos los bienes religiosos procedentes de monasterios, conventos y etc. Estos elementos del Tallat fueron comprados por el señor Ramón Montaner y Lluis Domènech realiza su reubicación en el castillo.

 

 

 

La bodega es un espacio destinado a guardar el vino en sus botas de envejecimiento después de su proceso de prensado (pisado). Las tierras del castillo entre sus actividades agrícolas estaban la de la viña y su vendimiado hasta llegar a la producción de vino.

La bodega a pesar de ser un espacio de finalidad agrícola, el arquitecto Lluis Domènech i Montaner no dejo de mostrarse moderno y genial. Su gran unidad de estilo y diafanidad por cuanto a la ausencia de elementos sustentantes como las columnas o pilares, presenta un espacio de belleza innata. Ello se debe a la utilización de la bóveda a la catalana o tabicada de ladrillo plano, pues su construcción permite unas fuerzas de atirantado que sostiene la bóveda sin necesidad de elementos columnarios. Fue una gran solución para espacios que permitieran gran diafanidad interior como sucede en los pasillos del metro de Nueva York, la biblioteca de Boston, y como no el Palau de la Música Catalana, el Hospital de Sant Pau, proyectos de Lluís Domènech i Montaner.

 

Los espacios de esta suntuosa habitación que utilizaban los propietarios son particularmente únicos por concepto, decoración y realización. La habitación fue cedida al Rey Alfonso XIII durante su estancia en el castillo. Una inscripción al fondo de la habitación así lo manifiesta y recuerda. Cabe prestar atención a la gran cama con dosel, lamonumental chimenea junto con el pavimento de azulejos rojos y de cerámica azul sobre blanco.  Decorativos vitrales con modelos heráldicos y formas geométricas, comunican la habitación con el exterior, como el más puro estilo modernista: color, luz, materia y función en sintonía.

El siguiente elemento de gran resalte está curiosamente desarrollado en el interior de una de las torres que sitúa el castillo. Se trata del proyecto para el cuarto de baño que también utilizaría el Rey. Es un espacio circular, que modela todo un trabajo de gran creatividad y genial ejecución. Primero nos presenta un pavimento de mosaico colorista con elementos florales, continuamos con el revestimiento cerámico del arrimadero que dibuja la presencia con textura de un modelo floral de un lirio de agua, flor totalmente idónea para un espacio acuífero, como el baño y aseo de la casa. Segundo continua desde el arrimadero hasta el final de la bóveda con un elemento sutil de las formas medievales: finos nervios recorriendo las paredes desnudas hasta unirse en el punto central más alto en la llamada Clave de bóveda. Es el trabajo de una gran inteligencia y gusto por parte del arquitecto, también decorador. El saber congeniar y comunicar la manera como converger estilos, formas, materias, técnicas hasta el punto de crear un motivo nuevo e innovador.

Contacto
FAQ