Canet de Mar

Canet de Mar es un municipio situado en la comarca del Maresme, en la provincia de Barcelona (España). Está situado a 43 kilómetros de Barcelona, entre los municipios de Arenys de Mar y San Pol de Mar.

Canet de Mar nace en el siglo XI como una pequeña aldea y se la conoce entonces como Valle de Canet y Romaguera. El topónimo de Canet viene del latín canna (caña), debido a los riales llenas de cañas que había en El Maresme.

Desde el siglo XI, Canet se ha reconocido como núcleo destacado cultural, artístico y social. El modernismo también dejó huella gracias a Lluís Domènech i Montaner (1850-1923) con la casa Roura, la casa Domènech i Montaner, l’Ateneu Canetenc y la reforma del castillo de Santa Florentina. Además de las construcciones decimonónicas, contemporáneas y a otras de influencia indiana y colonial.

En los últimos años la población ha crecido considerablemente con la expansión de la presión inmobiliaria más allá de los límites del Área Metropolitana de Barcelona, doblando su población en poco más de 10 años, alcanzando en el año 2015 los 14.123 habitantes. La industria dominante en el municipio, por su carácter costero, es el turismo, junto con la explotación agrícola (la floricultura y el cultivo de fresones), además de la industria textil.